Fimic Srl
languages
down

quién somos

Fimic
 

Realidad radicada al centro del nor-este Italiano desde el 1963, orgullosa de una experiencia plurianual en el campo mecánico, adaptada con el tiempo al sector plástico y papelero.

Entramos en el mundo del reciclado grácias a la construcción de guillotinas para el corte de balas y bobínas de desechos industriales y en el 1996, después de una visita junto a una empresa líder en el sector de reciclado, FIMIC decide de mejorar el proceso de filtración, en este tiempo solamente manual; así empeza la aventura FIMIC.
En el 1997 se instala el primer contraflujo FIMIC y el año después, gracias a una colaboración de un especialista de Treviso, el primer raspador entra finalmente en función.

Entramos en el mundo del reciclado grácias a la construcción de guillotinas para el corte de balas y bobínas de desechos industriales y en el 1996, después de una visita junto a una empresa líder en el sector de reciclado, FIMIC decide de mejorar el proceso de filtración, en este tiempo solamente manual; así empeza la aventura FIMIC.
En el 1997 se instala el primer contraflujo FIMIC y el año después, gracias a una colaboración de un especialista de Treviso, el primer raspador entra finalmente en función.

Personal y ventas siguien creciendo constantemente, con la ayuda de agentes mono- y plurimandatarios en Europa y América.
El 95% del producto se realiza interamente en FIMIC, cada síngulo componente se projecta, fabríca y asembla internamente.

 

mission

Con la ventaja de la experiencia y la particular atención a las exigencias específicas, el objetivo al cual miramos es la satisfacción compléta antes, durante y después venta, de cada síngulo Cliente.

  • film industrial y film agrícola
  • desecho post-industrial
  • desecho post-consumo
  • desecho doméstico

 

 

valores

La simplicidad

Lo que es complicado no permite un trabajo eficaz y rápido.
Cambiar de malla en máx 30 minutos y el trabajo de un solo operador: una característica esencial del FIMIC.

La economia de ejercicio

El mantenimiento al final del año es una voz importante del balance. Los gastos de los repuestos tienen que ser lo más bajos posible, lo cual respecta perfectamente nuestra filosofía.

Trabajo en grupo

La meta final no se alcanza en solitaria. FIMIC trabaja en equipo para investigar todas las soluciones posibles. Siendo una realidad compacta, las decisiones de fabricación se valoran y discuten juntos. Los brincos generacionales de los técnicos compensan experiencia con hambre de conquista.

Suporte y servicio de asistencia

Generalmente el servicio de relación técnica y explicaciones de foncionamiento durante el Start-up son exaustívas y suficientes, pero nuestra asistencia nunca termina. La evolución de los materiales y las necesidades de los Clientes mútan y FIMIC queda a disposición para consejar.